Cómo elegir un buen pintor en Mallorca

elegir un buen pintor en mallorca

A continuación os detallamos algunos buenos consejos para contratar con un buen profesional. Consejos totalmente vigentes y aplicables para la contratación de una empresa de pintura o lacados o un buen pintor en Mallorca:

1
Ten claro qué quieres hacer

La primera premisa antes de iniciar cualquier proyecto es tener claro lo que quieres hacer. Infórmate previamente todo lo que puedas. Por ejemplo, si quieres hacer una reforma decide si quieres ser tu quien compre los materiales. De este modo los profesionales y empresas podrán darte un presupuesto lo más detallado posible y sin sorpresas. Evita todos los extras y sobretodo cualquier cambio en el proyecto una vez que se han empezado las obras. Es casi seguro que lo encarecerá y provocará retrasos.

2
Sin prisas

Las prisas han sido siempre malas consejeras. Además los mejores profesionales y empresas están siempre ocupados, tienen un montón de trabajo porque todo el mundo quiere que sean ellos los que les hagan el trabajo. Tener mucho trabajo por delante puede ser un buen indicador de que estás ante un profesional o empresa seria y competente. Desconfía de aquellos que te dicen que mañana mismo pueden empezar sin problemas un proyecto de envergadura. Sin duda alguna vale la pena esperar un par de semanas para confiar tu proyecto a un buen profesional.

3
Consigue siempre más de un presupuesto

Consigue al menos 3 presupuestos para tu proyecto. De este modo podrás comparar precios, calidades y la profesionalidad en el trato y servicio que te han dado antes de que empiecen las obras de verdad. Distingue entre estimaciones y presupuestos de verdad. Estos tienen que estar por escrito y todos los trabajos y materiales que se van a usar perfectamente detallados. Desconfía de los precios bajísimos porque puede acabar constándote más caro.

4
Comprueba si el profesional o empresa está colegiado o agremiado

Los buenos profesionales y empresas suelen pertenecer a las Asociaciones Prfesionales de su sector tales como Gremios o Colegios Profesionales. En algunos casos inclusos puede ser obligatorio. Comprueba que están asociados ya que estas Asociaciones suelen obligar a sus miembors a un Código de Conducta o determinados precios. Además suelen tener mecanismos para resolver conflictos en caso de que se produzcan y tendrás alguien más a quien acudir en caso de reclamación.

5
Consigue referencias

Deberías asegurarte siempre que sea posible de que los profesionales que contratas han hecho previamente trabajos similares y con la calidad que tu esperas. No dudes en pedir referencias y contrastarlas.

6
Firma un presupuesto o contrato y realiza los trámites pertinentes

No empieces las obras hasta haber firmado un presupuesto o contrato que detalle con minuciosidad en uno o varios documentos todos los trabajos a realizar, calidad de los materiales, precio, condiciones de pago, plazo, garantía de los trabajos, etc. Un presupuesto o contrato firmado es un documento vinculante para ambas partes y el cambio de condiciones sólo es posible siempre y cuando las dos partes estén de acuerdo y se deje también por escrito.

7
Asegúrate que tienen un seguro

Todos los profesionales y empresas serios tienen seguros de responsabilidad civil para cubrir posibles daños a tus bienes o a la de tus vecinos. Desconfía de los que no tienen seguro, en caso de accidente o daños a terceros puedes acabar siendo tu quien pague los platos rotos.

8
Paga de forma fraccionada

Nunca pagues todo de una sóla vez y por adelantado. Ponte de acuerdo con el profesional o empresa que contrates en las distintas etapas de los trabajos y cómo irás pagando. De este modo podrás asegurarte que pagas por un trabajo hecho del que estás satisfecho. Deja siempre un porcentaje pendiente para final. Asegúrate que las condiciones de pago están reflejadas en el contrato o presupuesto.

9
Implícate en los trabajos

La mejor manera de que las cosas salgan como tu quieres es que te impliques de forma activa en el trabajo a hacer y que hables frecuentemente con el responsable del equipo de profesionales. No hay ningún sustituto mejor para evitar malentendidos que una comunicación fluida, frecuente y respetuosa entre las partes implicadas. Si ellos saben lo que tu quieres y tu sabes lo que ellos están pensando hacer es mucho más fácil no cometer errores costosos.

10
Garantía de trabajo

Deberías obtener algún tipo de garantía de la calidad de los trabajos efectuados y para los que has pagado. Asegúrate de preguntarlo antes de empezar los trabajos y que ésta quede por escrito.

Fuente: habitissimo.com